Blogia
yarcan-llamellin

FORMULAS A TOMAR SOBRE ACUICULTURA Y PISCICULTURA

ACTIVIDADES DEL EXPERTO Y RESULTADOS DE LAS MISMAS

Alimentos para peces

La mezcla de carne y harina que actualmente se utiliza en la estación pesquera de Ancash es satisfactoria cuando se suministra, como allí, a pequeña escala, pero no sería posible utilizarla en un vasto programa, ya que el hígado escasea en el Callejón de Huaylas. Los alimentos granulados secos ofrecen muchas ventajas y su uso está muy difundido en muchos países. El índice de conversión del alimento en carne es aproximadamente la mitad del de la mezcla de carne y harina; este factor hace los costos comparables, aunque el costo de los gránulos secos sea doble del de la mezcla de carne y harina.

Los alimentos granulados secos ofrecen además otras ventajas, como la facilidad de almacenamiento y transporte y la mayor uniformidad de su consistencia.

Dado que con este tipo de alimento el índice de conversión es más bajo, para su empleo se requieren nuevas directrices y técnicas y es necesario capacitar especialmente a los trabajadores encargados de esta labor. De ello pueden ocuparse los fabricantes de alimentos granulados; otra solución sería hacer lo necesario para estudiar las técnicas utilizadas en otros países.

En el Cuadro 2 puede verse la composición de los alimentos. Esta ración ha sido preparada por la Oficina de Pesca y Caza Deportiva del Gobierno de los Estados Unidos en su Diet Testing Center de Spearfish (South Dakota, EE.UU.). Para que el Gobierno peruano pueda preparar por sí mismo los granulados tendría que contar con el equipo y la tecnología adecuados. Lo más práctico por el momento, sería utilizar las marcas de valor ya comprobado utilizadas en otras partes.

Proyecto de la piscifactoría

La producción anual de la piscifactoría propuesta, según el Ing. Ernesto Herrera Melgar, habría de ser de 200 000 kg de truchas de talla comercial. Hasta que se disponga de más información, supondremos que la talla conveniente es de 25,4 cm (184 gramos de peso). Esto significa que la piscifactoría debe producir un millón de truchas aproximadamente.

Actualmente las piscifactorías peruanas pueden disponer de huevos de trucha de mayo a septiembre. Si fuera posible asegurar el suministro de huevos en otros períodos podrían producirse truchas de talla uniforme a lo largo de todo el año. Conviene explorar esta posibilidad, estando atentos a no introducir en las piscifactorías peruanas nuevos organismos patógenos de la trucha.

Haskell ha demostrado que si se conocen las temperaturas que tendrá el agua durante un determinado período, es posible estimar el aumento de talla de los peces. Con una temperatura media anual del agua de 10,6° C (51,1° F) y considerando que para un aumento de la talla de 2,4 cm se requieren 25 unidades de temperatura, se puede esperar un aumento mensual de 1,27 cm. Esto implica que, dadas las temperaturas del agua del Río Macara, para lograr peces de talla comercial serán necesarios 18 meses.

Utilizando esta información y algunos principios reconocidos sobre crecimiento, siembra y densidad puede determinarse el número y las dimensiones de los canales necesarios y el caudal que cada uno de ellos requiere (véase el Cuadro 3).

La información que aparece en el Cuadro 3 se basa en tres cambios de agua por hora; con un caudal menor será necesario disponer de más canales, por tanto es muy importante que el caudal por minuto, según se ha dicho, sea el mínimo. Debido a la grava del suelo, no se aconseja ni recomienda el empleo de canales de tierra, ya que la erosión de las orillas y la pérdida de agua constituirían un problema importante. Dado que se dispone de agua abundante (más de 5 m3 por segundo), la piscifactoría debe planearse de manera que no sea necesario reutilizar el agua en forma alguna. Los principales beneficios que se obtendrán empleando el agua una sola vez serán una mejora de la calidad de los peces y una reducción de la difusión de enfermedades.

En este plan no está prevista la construcción de canales para reproductores, ya que se traerán de otras piscifactorías estatales huevos embrionados de trucha.

Los estanques de cría de alevines deberán estar en el mismo edificio que la sala de incubación. Suponiendo que se incuben 600 000 huevos en junio y 600 000 en setiembre, serán necesarias seis incubadoras de ocho bastidores.

En el almacén para los alimentos de los peces cabrán los gránulos secos necesarios para tres meses. En una empresa de este volumen, resultará más conveniente el almacenamiento a granel. Si se utiliza una alimentación a base de harina y carne, será necesario un frigorífico para la carne, un almacén para la harina y una sala para mezclarlas.

Habrá que construir al menos tres o cuatro oficinas y residencias; las oficinas estarán en el mismo edificio que la sala de recepción, los estanques de elevenaje y la sala de incubación. A causa del olor, es mejor no almacenar el alimento para los peces en este mismo edificio. Deberá construirse otro almacén para vehículos y equipo y un taller completo de reparaciones

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres